Estos son los protocolos que deben cumplir para la reapertura de gimnasios en Colombia

El Ministerio de Salud publicó los lineamientos de bioseguridad para que los gimnasios puedan volver a abrir sus puertas en Colombia.

Otro sector productivo recibió protocolo de bioseguridad para el COVID-19: el de los gimnasios, que están clausurados desde que comenzó la emergencia nacional sanitaria y económica.

El protocolo aplica para todos los centros de entrenamiento y acondicionamiento físico como gimnasios, gimnasios de box, estudios funcionales de yoga o pilates y en general cualquier lugar cerrado en donde se realice ejercicio físico.

Solo tendrá operación para los casos de los pilotos que se realicen previo permiso de las autoridades locales, en coordinación con el Ministerio del Interior.

De acuerdo con el Ministerio de Salud, el protocolo parte de las medidas que han mostrado mayor evidencia para la contención del virus: permanente lavado de manos, uso obligatorio y correcto del tapabocas y distanciamiento físico.

Adicional a estas, se deben fortalecer las acciones de limpieza y desinfección, manejo de residuos y optimizar la ventilación de los lugares.

En estos lugares, el protocolo será el siguiente:

-Al ingreso, realizar desinfección de suelas de zapatos con hipoclorito de sodio al 0.5% como también tomar la temperatura corporal.

Se debe diligenciar el cuestionario de detección del riesgo para covid-19 en físico o con la aplicación CoronApp.

-No se permitirá el ingreso a personas con enfermedades de riesgo como problemas cardiovasculares, asma, EPOC, obesidad, diabetes, cáncer, tabaquismo o con síntomas respiratorios.

-Los usuarios se deben lavar las manos al cambiar de zona y antes de iniciar una rutina.

-Se debe garantizar un área de 12.6 m2 por usuario (2 metros de radio). Disponer de alcohol al 70% y toallas desechables para desinfectar las maquinas.

-Garantizar la disponibilidad de agua, jabón, toallas desechables y alcohol glicerinado mínimo al 60% tanto para trabajadores como para usuarios.

-Solo podrá ingresar una persona -o estar dentro de las instalaciones- por cada 10 metros del área. En ningún caso, dentro del establecimiento se podrá superar las 50 personas por hora entre usuarios, trabajadores y proveedores.

-Desarrollar un mecanismo para el control del aforo y el tiempo de permanencia.

-Desactivar lectores de huella o pantallas táctiles para el ingreso

-Permanecerán cerradas áreas como salones de clases grupales, duchas, piscinas, zonas húmedas y spa.

-Restringir el uso de guantes de látex para la práctica de actividad física.

-Asistir sin acompañantes.

-Utilizar los espacios únicamente para las actividades físicas, evitando las reuniones sociales.

Se recomienda realizar agendamiento previo para los entrenamientos individuales, que los usuarios porten su kit de autocuidado que contenga tapabocas, toalla, alcohol glicerinado y líquido para la hidratación, como también deben limpiar y desinfectar las máquinas antes y al finalizar su uso.

Los establecimientos deben verificar el historial médico de cada usuario en cuanto a comorbilidades tales como hipertensión, diabetes, deficiencias respiratorias o problemas cardiovasculares.

También se deben mejorar los sistemas de climatización evitando los dispositivos que recirculen el aire, y siempre mantener las ventanas y puertas abiertas.

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Content is protected !!